Biotechveg

LOS TRES RETOS DE LA SEGURIDAD ALIMENTARIA

Martes, 07 de Noviembre de 2017

Desde la segunda década del siglo XX, la seguridad alimentaria sigue siendo un reto y una necesidad prioritarios para el consumidor. Europa es probablemente la región del mundo más segura desde el punto de vista de los sistemas y controles de seguridad alimentaria vigentes. Pero los retos que se plantean son muchosGlobalización, riesgos emergentes, compra online de alimentos…
Los tres focos de trabajo están claros.

  • CONTROL: y en especial “autocontrol”. Son pues los propios productores de alimentos los protagonistas del control de la seguridad  alimentaria, como consecuencia directa de la responsabilidad que tienen sobre los alimentos que ponen en el mercado.

    Contamos además con medios más eficaces para realizar estas tareas de autocontrol. Técnicas que nos permiten controlar determinados riesgos (como la aparición de cuerpos extraños por ejemplo) inspeccionando el 100% de la producción de manera automática sobre la propia línea de producción. O información sobre la trazabilidad de nuestros productos prácticamente en tiempo real.

  • PREVENCIÓN: Clave para la seguridad alimentaria en el siglo XXI. Europa camina en esta dirección. No se trata sólo de controlar las crisis y alertas alimentarias, sino de conseguir que no se produzcan. Hoy la calidad y la salud van de la mano. La prevención supone apostar por:
    – El diseño higiénico de equipos e instalaciones.
    – La I+D en técnicas de conservación avanzadas (pulsos electrónicos, altas presiones, procesos de inactivación...)
    – El desarrollo de envases activos e inteligentes que prevengan el crecimiento antimicrobiano y las pérdidas de calidad del producto, o nos puedan “avisar” sobre la calidad o la conservación del producto en tiempo real y unidad a unidad.

  • ANTICIPACIÓN: Porque en un mundo interconectado, la clave está en ir por delante del resto. Nunca antes el análisis de riesgos emergentes había jugado un papel tan decisivo. O el conocimiento de las tecnologías emergentes aplicadas a la seguridad alimentaria. Y, por qué no, también la prospectiva sobre la legislación alimentaria que en Europa o en cualquier otra parte del mundo va a marcar el campo de juego de la industria y del consumidor. Por último, otro de los retos que marcan tendencia es el estudio del propio consumidor y cómo su percepción de la seguridad alimentaria moviliza al resto de agentes implicados en la cadena alimentaria.

Actualidad Visite nuestra sección de noticias